jueves, 20 de agosto de 2009

miércoles, 12 de agosto de 2009




Alas 7 de la mañana, cada mañana, el más terrible de los sonidos posibles es el encargado de despertarte. La ducah no te quita el sopor de encima, y tras desayunar una puta mierda de café, te vas corriendo a trabjar, ya infectada por la prisa. El trabajo es casi lo mejor del día, porque olividas al payaso con el que te casaste y porque sientes que esos adictos a la televisión que tienes por hijos no son tan pijos ni tan idiotas. Tu trabajo está muy bien, son nueve horas produciendo o proyectando cosas y cosas que nada tienen que ver contigo y que no sabes ni para qué sirven ...¿por qué te vas a preocupar? ...Tu actividad diaria acaba siendo dura, y llegas cansada a casa. Haces la cena para tu familia, ese grupo de ruínes que tanto quieres.
Antes de ir a la cama llega lo mejor de todo el día: vas al baño y te preparas un delicioso y relajante baño caliente ...pero un pensamiento inquietante te hace reflexionar sobre cómo marcha tu vida y la de los demás, una duda, una cuestión a la que no ves respuesta...

¿Cómo se puede vivir sin jacuzzi?

"Generación Ye-yé"

martes, 11 de agosto de 2009

.


Rabia, uñas y dientes.
¡Hasta ser libres y salvajes!

miércoles, 5 de agosto de 2009

Escuela en llamas!


http://escuelasenllamas.blogspot.com/






"Y ella (la ministra) no me escuchó, no me escuchó, no me escuchó. Y se iba yendo, y lo primero que vi fue el jarrón con agua y dije, bueno, a nosotros cuando queremos conversar se nos intoxica, se nos golpea y se nos moja. Entonces dije, bueno, ella quiere dialogar con nosotros y no nos está escuchando.. ¡agua!"

-Música Sepúlveda.


"Con el ingreso al jardín infantil sucede un hecho de extraordinaria importancia: el juego, que hasta entonces era algo voluntario y que cubría la mayor parte del día, desconociendo horarios y prohibiciones, se convierte en una obligación, perdiendo sus más valiosas características y echándose a perder. Lejos de permitirse y propiciar que los niños conozcan sus posibilidades y sus límites, única manera de lograr algún tipo de autorregulación, los niños son forzados a ceñirse a un arbitrario programa de activ

idades en el cual se introducen los primeros criterios utilitarios, competitivos e ideológicos".

"Entre cuadernos y barrotes", 1999, Carlos Mayhua, Luis Rossell & Jesús Cossio


Envía cartas anónimas de denuncia por aburrimiento juvenil dirigida a autoridades de centros educativos, o a tus propios compañeros. Pega comunicados de clausura, de hipoteca o, incluso, de subasta, en las puertas de ingreso o impide que sean abiertas colocando un candado de llaves extraviadas. Durante evaluaciones presenta exámenes vacíos, o responde con preguntas, pero difunde trucos sencillos y eficaces para plajear colocados debajo de carpetas y en las puertas de los siempre confidenciales servicios higiénicos. Demuestra tus dotes teatrales para conmover al auxiliar y simula estar enfermo para que te permitan salir de la escuela, o en casa, para que no te despegues de la cama. Seduce al resto de estudiantes para que dejen de serlo, alardeando de lo maravilloso que es disfrutar del tiempo sin horarios, condiciones, prohibiciones ni profesores tan estresados como quienes tienen que sufrir sus tareas. Demuestra la inutilidad de las clases e incluso la del inoportuno recreo y de otras tan tas obligaciones y asfixiantes técnicas de motivación.

Liberarte de la escuela no te libera de la vida fuera de la escuela, que es aún peor. Puedes liberarte del aburrimiento y empezar a tomar la rienda de tu vida, pero nunca dejes de ser pretensioso, inconforme y provocativo. Ello será lo que te motivará a continuar sonriendo con todos los demás piratas de la tribu, incluso sin que los conozcas, dentro o fuera de las paredes de las instituciones de sufrimiento.




Niñas insurrectas, quemando papeleras,
golpeando al director, o insultando a la maestra.
Niños sublevados, haciendo pipí en el patio,
disparando con tirachinas a todo el profesorado.
Alboroto e inconformismo en las aulas y colegios,
esta es la única manera de mostrar tu descontento.

Arma broncas durante la clase, chilla, grita, patalea,
ahora te van a escuchar, los que enseñan a comportarse.
Y en el laboratorio, prepara mezclas explosivas,
causa daños materiales en las aulas represivas.
Es un crimen que te encierren en centros de educación,
obligándote a estudiar, letras, mates o religión...

Disfruta de los momentos, que te ofrece el sabotaje,
sólo te están preparando, para que al salir trabajes.
Niños, deberían estar jugando, divirtiéndose en las calles,
en lugar de estar en clase, donde les dicen que se callen.
Y los padres "responsables", que los llevan a esos lugares,
más vale que planteen de qué sirve todo esto cuando salen.
Sólo ellos mismos deben ser los que han de decidir,
lo que quieren, cúando, dónde y cuál será su porvenir.

Enviado por un (B)onannista Sin Fronteras






No Asistir A Clases Es Educativo

Puedes continuar el camino, si es lo que realmente deseas. Claro, sigue caminando hacia el mismo destino de todos los días a realizar las mismas actividades de siempre: Saluda al maestro, al director, al auxiliar y siéntate una vez más en tu carpeta. Ya sabes todo lo que tienes que hacer. No te muevas. Mantén silencio. Tú solamente escucha con atención la clase, no importa que te aburra. Prohibido hablar, prohibido reír, prohibido jugar, prohibido pensar, prohibido ir al baño, prohibido respirar, prohibido, prohibido, prohibido. Si, en serio. Puedes volver a ese dulce e intachable infierno autorizado por el gobierno en el que te encierran durante 11 años en contra de tu voluntad.

Pero, bueno. También puedes detenerte a pensar. Por un momento. Pensar en ti, en tus sueños, en tus deseos, en tus amigos, en tus seres queridos. ¿Cuántas veces lo haces al día? ¿No haz pensado que todo momento es oportuno para decidir en tu vida? Por que es tuya, ¿no? ¿Alguna vez algún adulto te ha preguntado qué es lo que te gustaría realizar? O siempre te dijo: “Haz esto, haz lo otro. Es por tu bien”. Dicen que los niños nunca mienten. Así que solamente eres tú mismo/a quien puede decidir que es lo que más te satisface hacer. No puedes engañarte a ti mismo/a. En realidad, no importa que edad tengas, si eres, o no, un niño. Es momento de que todos abramos los ojos y que nuestros deseos y alegría se desborden por el mundo. Pero no, no lo haces. Tienes miedo.

¿Vives con miedo, pensando en que puedes equivocarte y evitando experimentar nuevas cosas? ¿Cuántas cosas que te gustan haz dejado de hacer hoy? ¿Quién o qué te lo ha impedido? ¿Cuánto de lo que haces te satisface? ¿Haces cosas que detestas? ¿No sería más fácil que cada quien hiciese lo que le guste hacer en lugar de imponer su voluntad a los demás? Seguramente si, pero tú eres menor de edad. Un débil e indefenso pequeño, dicen ellos, los adultos, las autoridades. Pregúntate qué sería de los profesores sin sus alumnos. Pregúntate que sería de los amos sin sus esclavos. Pregúntate que sería del empresario sin sus productos, sin su mercancía. Pues tú no eres ni profesor, ni amo, ni empresario. Ojala tampoco aspires a serlo. Pregúntate qué cosa eres para ellos, qué significas realmente para el sistema educativo: Un producto que deben especializar para servir a la producción económica, una futura pieza para el funcionamiento de sus fábricas de sufrimiento. Ese es el destino que te han impuesto.

Pero, ya no nos engañan. Queremos que la vida sea un juego, una experiencia divertida, motivante y placentera. Ya no queremos castigos, ni obligaciones, ni autoridades. Ni mandar, ni obedecer. Simplemente jugar. Por que, no importa lo que piensen de nosotros, lo que quieren que seamos. Si ser maduro es adaptarnos a esta forma de vivir, convertirnos en una máquina obediente y sin vida, entonces no. Nos entercamos para recuperar nuestras vidas. No queremos crecer, queremos ser niños. ¡Queremos vivir la vida! ¡Involución cultural, ahora!





Durante los 11 años de estudio, el rechazo al encierro, y a la absorción de nuestras vidas, es reprimido: ¡Pórtate bien!, ¡se un niño bueno!,¡estudia para que seas un profesional!, ¡para que tengas plata! Sentencias que forjan nuestros actos durante toda nuestras vidas, sentencias que suplantan nuestros deseos y terminan asesinando al ser más libre y salvaje que llevabámos dentro, cuando aún las clases no empezaban. Pero estas doctrinas del "desarrollo" ignoran muchas verdades, la historia que nos cuentan nuestros padres está incompleta.

Memorias Del Cole 2, Lápices Rotos




La enseñanza institucionalizada es, fundamentalmente, una gigantesca hemorragia que priva tu cerebro de nada útil y mata a tu espíritu. ¡Aléjate de ella!

Pero, ¿Qué Voy A Hacer En Lugar De La Escuela?

Antes de examinar lo que puedes hacer además de la escuela, hay que reconocer que casi cualquier cosa es mejor que perder el tiempo en un establecimiento de enseñanza opresiva. Con todo tu tiempo libre por abandonar la escuela, puedes contribuir significativamente con proyectos significativos, de florecimiento de tu ser y de tus propios conocimientos. Transforma las calles, parques, y tiendas de café en espacios libres, para la crítica y el juego. Ataca a los que tratan de organizar tu vida e imponen rutinas aburridas y espectáculos religiosos en tu "tiempo libre". El vacío del ocio deriva de la vacuidad de la vida en la sociedad actual, y que no puede llenarse dentro del sistema de esa misma sociedad. En última instancia, debemos derribar las relaciones sociales y las instituciones que defienden este sistema de explotación, aburrimiento y trabajo.

¿Y Cómo Voy A Conseguir Un Trabajo?

El trabajo es una mierda. La escuela no hace nada, sino prepararte para ser explotado por patrones y recibir órdenes de la policía, los sindicatos y los sacerdotes. Por desgracia, tenemos que sobrevivir de alguna manera, hasta la negación revolucionaria del capitalismo emerja de los excluidos y de los desposeídos -pero nunca olvides que queremos mucho más que la supervivencia! Si realmente deseas el reconocimiento del Estado y de los futuros empleadores de tu educación, inténtalo sin ir a la escuela (principalmente estudiando en tu casa, tú mismo). Esto es muy agradable, porque encuentras confianza en ti y tú haces cómo se te ocurre. Si ya eres mayor, puedes obtener tu certificado de estudios secundarios y continuar con la guerra a esta sociedad.

No He Podido Salir De La Escuela. ¿Qué Hago Ahora?

Naturalmente, no hay nada que hacer, excepto el sabotaje y la insurrección. Pegamento en las cerraduras, pintadas en spray, circulación de manifiestos en contra de la alienación educativa colgados en lugares estratégicos, ataque verbal y directo a reaccionarios e imbéciles que se alimentan únicamente de lo que encuentran en la escuela y te llenan de mentiras, arrojar tortas en los rostros de los de la administración, escupir en las organizaciones autorizadas y organizar huelgas, búrlarse de los tontos de la pseudo-burocracia del gobierno estudiantil. Realmente nunca se contesta la existencia de una organización, sin haberlo hecho con todas las formas de lenguaje. Esperamos toda tipo de represión por parte de las autoridades educativas y los defensores de la moral burguesa, pero nunca vamos a tener miedo. Si vamos a estar arrestados sin las esposas puestas, lo estaremos gritando.

Los Estudiantes Son Despreciables E Inútiles.

El levantamiento espontáneo contra la escuela, la moral, los salarios y la mano de obra, y el resto de este vil sistema, desde muchos enfoques, se acerca. No habrá ninguna liberación del estudiante. La liberación sólo se puede encontrarse en el rechazo de la función de estudiante y de todas las demás formas de esclavitud mental. No hay tiempo para un sinfín de reuniones aburridas, libros de texto o conferencias. Te instamos a tener sexo, quemar las cárceles y hacer de la insurrección un acto apasionante AHORA!

A Declaration Against School, Equipo Juvenil de Liberación


No Queremos Estar Encerrados

[Fragmento]

Consideramos que todo lugar es propicio para aprender y que, muy por el contrario de lo que se piensa, la escuela es un centro que nos aleja de la realidad y, por ello, de una visión de comprensión más amplia de la misma. Nosotros aprendemos en todo momento y en todo espacio en el que nos desarrollamos, empezando por la casa, el barrio, la escuela y demás. Queremos seguir haciéndolo, queremos seguir aprendiendo. Pero no queremos estar supeditados a sus obligaciones. Si aprendemos en todo lugar, quién mejor que nosotros mismos para decidir a que lugares acudir, descubrir y conocer, que lugares nos agradan y cuales no. ¿Quién mejor que nosotros para decidir con quienes aprender y qué aprender?

Tenemos en claro que su pedagogía del encierro termina por negarnos la oportunidad de conocer nuestro entorno de manera directa y física por nosotros mismos. No importa lo mucho que se esfuercen intentando compensar esto ofreciéndonos libros de autores ajenos a nosotros, que desconocemos, y con cuyo contenido no nos sentimos identificamos. Nuestra carencia espiritual, el robo de nuestra espontaneidad y creatividad tampoco son compensados con el "mejoramiento de las condiciones de infraestructura" ni los instrumentos tecnológicos de trabajo. Lo único que logran es limitarnos, acabar con nuestros verdaderos deseos, encerrándonos en espacios donde desarrollamos roles establecidos y normas de conducta contempladas por las agujas del reloj. Ustedes deciden donde y cuando debemos leer, conversar, jugar, reír y saludar; qué debemos hacer y qué no. No les importa que no deseemos hacerlo.

Sus estímulos y motivación nos han vuelto hipócritas. Nos utilizan como objetos sin vida propia. Somos convertidos en cuadernos sobre los que ustedes escriben. Y cuando escribimos nosotros, escribimos lo que ustedes quieren que escribamos. Nos vigilan, controlan, manipulan, ordenan, castigan. No nos equivocamos. Somos tratados como simples objetos.

Lo peor además de estar dentro del salón es que nos expulsen de él, lo cual es muy posible si intentamos desobedecer, y tengan que sancionarnos. Por ello cuando aceptamos sus constantes obligaciones, no lo hacemos por responsabilidad ni por voluntad, sino por miedo. Miedo a ser desaprobados y repetir un año más de sufrimiento escolar, miedo a que los demás compañeros se burlen de nosotros (aunque ellos también tengan miedo a desaprobar), miedo a volver a casa para recibir la comida fría junto con los golpes de papá. Ello es lo único que podemos aprender en sus centros de domesticación: tener miedo.




La Verdad Del Uniforme

1.
El uniforme es sexista. Dicen que el uniforme iguala a los alumnos. Eso es verdad, iguala la indumentaria de los alumnos con los alumnos y de las alumnas con las alumnas, pero diferencia a alumnos y alumnas, unos con pantalones y otras con falda. Para que no fuera sexista todos los alumnos y alumnas debieran lucir pantalón o faldita.

2.
El uniforme es jerarquizador. Con esta medida se remarcaría la diferencia jerárquica entre profesores/as y alumnas/os. Los primeros no tienen porqué llevar uniforme y los segundos pueden verse obligados a llevarlo. Para ser coherentes todos debieran ir uniformados, tanto alumnas/os como profesores/as.

3.
El uniforme es un negocio, que hasta el día de hoy ha hecho ganar mucho dinero a muchos centros privados o semiprivados (subvencionados) que lo imponen como obligatorio. Veremos cómo se organiza el reparto del negocio en la escuela pública.

4.
El uniforme no evita la competencia “marquista” sino que la oculta. La Administración liberal-conservadora nos pretende hacer creer que el uniforme evita envidias, competencias, etc. Eso es mentira. En la escuela conviven (bien, mal o regular) distintas clases sociales. Esas clases sociales tienen distintos hábitos, costumbres que les definen como perteneciente a ella. Esas costumbres o hábitos son complejos y en muchos casos están interiorizados. La indumentaria es uno de estos hábitos complejos que definen a unas clases frente a otras. Explicar la ideología (oculta aparentemente) de los hábitos indumentarios sería largo. Lo ingenuo es creer que la Consejería conservadora quiere evitar competencias entre alumnos. La consejería quiere ocultar la existencia de clases y a través de la uniformización da un paso en este proceso de ocultación.

Los hombres y mujeres que vivimos en las sociedades capitalistas post-industriales mamamos competencia, consumo, individualismo en todas las instituciones al servicio de las clases dominantes. La escuela capitalista es una de ellas. Los pequeños atisbos de honradez o resistencia a los que la escuela da margen cada vez son menores. La uniformización que nos imponen es una prueba más.

¡No al uniforme escolar!
¡Todos los políticos/as uniformados con faldita!

Sindicato de Enseñanza e Intervención Social de CNT-AIT Madrid


Seremos Libres

Cada día laboral nos quebranta, nos condena, nos fuerza, nos molesta psicológicamente y nos estandariza hasta el punto de la miseria entre las 8 a.m. y las 3 p.m. Nos hemos estado preparando toda la vida… para la vida. Nos hacen sentir inferiores y somos forzados con la coerción y la degradación de competir y probarnos el uno contra el otro, nos dividen en clases que no nos enseñan a comprender. Presas en un mundo de trabajo complicado. Nos han empujado de nuestro mundo de juego y diversión a un mundo de darwinismo y adquisiones sociales de recursos materiales. Somos la juventud del mundo. Cada uno de nosotros es testigo de los divorcios, apego, violencia, desprecio y apatía que nuestros padres demuestran.

No podemos poner valor significativo a la instrucción pasiva. Y ya que las reglas están hechas… no tenemos derecho a crear, y por lo tanto nos consideran defectuosos.

Algunos de nosotros estamos empezando a encendernos, hemos rechazado nuestros papeles, los hemos cortado con tinta y deseos cincelados, y hemos comenzado la búsqueda de un futuro… nuestro y actualizado. Cuando las escuelas exigen, nosotros incumplimos. Estudiamos en las bibliotecas que nuestro tablero del distrito rechaza enseñarnos. Sabemos exactamente lo que deseamos, exigimos la libertad para conducir nuestras propias vidas libres de alojamientos, el derecho para rechazar las obligaciones. Estamos dispuestos a hacer los compromisos necesarios para liberarnos; y cuando hablamos de liberación, significa la liberación total. Considere esto nuestra declaración de la independencia, una convergencia de pensamientos, pensadores, de crímenes, de criminales, de vándalos y escándalos.

Somos poetas de nuestro ser y autores de nuestras vivencias. Seremos libres .. lo consideramos como una advertencia.

We will be free, Frente de la Liberación de la Juventud.




Afilando Nuestras Vidas - Axión Protesta

01. Educad@s Para Esclav@s

Si las cárceles fueran mixtas, podrían llamarse escuelas. Instituciones creadas para mantener el sistema. Educando para formar esclav@s, inculcando la competencia, imponiendo el premio y el castigo según nuestra obediencia. El sistema de enseñanza es represión legalizada, para que el sistema no sea destruido. Educación libre y divertida: sin autoridad, sin encierro. promulgando curiosidad y critica... y auto-conocimiento!

02. L@s Chic@s Sólo Quieren Divertirse

Fuego/Juego! nos cansamos de tu idea de política ligada al aburrimiento. Nos cansamos de tu idea de lucha ligada al sacrificio. L@s chic@s solo quieren divertirse, la revolución es hoy y esta aca. L@s chic@s solo quieren divertirse, somos jóvenes y no podemos esperar. Hagamos de la revolución algo divertido, hagamos de nuestra diversión algo revolucionario.

Disco: Afilando nuestras vidas
Banda: Axión//Protesta

Un poco de Subvertising


Wu Ming 6

Colectivo Cádiz Rebelde

El subvertising es el arte de la resistencia cultural. Es la pintada en la pared, la pegatina en la farola, la frase modificada de un manifiesto publicitario. El proceso clave está en la redefinición y en la reconquista de nuestro entorno arrancándolo de las manos de las empresas gigantes.
El activismo mediático ha elaborado una función cuyo carácter no es de oposición sino más bien como interferencia. En ocasiones se trata de una interferencia técnica, de un sabotaje del flujo de informaciones procedentes del poder o de los instrumentos técnicos de transmisión de las grandes corporaciones: el hacking. Pero uno de los aspectos más interesantes es el de la interferencia semántica. Es el terreno del subvertising, de la subversión de la comunicación publicitaria. El subvertising, o culture jamming, es un arte de la resistencia cultural.
En los primeros años del siglo xx, los dadaístas empezaron a experimentar con formas de tergiversación de textos, de signos y de situaciones. El situacionismo desarrolló la técnica de la tergiversación modificando los textos de cómics y de anuncios publicitarios. La tergiversación semántica de los mensajes procedentes del poder puede ser decisiva para un proceso de liberación del espacio mental. Pero el subvertising es un ejercicio de desvío del trayecto interpretativo de los mensajes. Es un intento de revelar el aspecto sombrío y violento del mensaje que las grandes corporaciones nos envían con diaria insistencia desde detrás de esas beldades artificiales de silicona y bisturí que inspiran la confianza de los explotadores y que aparecen en las pantallas de televisión, en vallas publicitarias y demás exornos.
El subvertising lucha contra esos que definen los espacios del discurso público,
delimitan lo que se puede ver y lo que no y establecen las jerarquías de prioridad de la
atención colectiva. El mensaje del poder entra en conflicto con la experiencia
cotidiana y la acumulación de signos puede llegar a ser tan redundante como para
provocar molestia, rechazo y revuelta.

Un poquito de Debord, pero no mucho
“El tema que nos ocupa es precisamente el uso de ciertos medios de acción y el descubrimiento de nuevos que se pueden identificar fácilmente en el dominio de la cultura y de las costumbres,
aplicados en la perspectiva de una interacción de todos los cambios revolucionarios.
Tenemos que emprender un trabajo colectivo organizado, tendiente a un uso unitario de todos los medios de agitación de la vida cotidiana. Es decir, que tenemos que reconocer la interdependencia de estos medios, en la perspectiva de una mayor dominación de la naturaleza, de una mayor libertad. Tenemos que construir nuevos ambientes que sean a la vez el producto y el instrumento de nuevos comportamientos. Para hacer esto tendremos que emplear empíricamente, al principio, los actos cotidianos y las formas culturales que existen en la actualidad, contestándole todo valor propio. El propio criterio de novedad, de investigación formal, ha perdido su sentido en el marco tradicional del arte, es decir, de un medio fragmentario insuficiente cuyas renovaciones parciales nacen ya caducas luego son imposibles.“
(Informe sobre la construcción de situaciones)

Los clásicos se lo montan bien
Recordando a los clásicos, ante tanta devaluación de palabras, sistemas y demás epistemologías, cuando Marx publicó en 1859 la “Crítica de la economía política” fue ignorado por los especialistas en economía de Alemania. Para evitar que “El Capital” corriera la misma suerte de silencio exegeta, Engels y otros colaboradores se organizaron para romper la conspiración de mutismo y escribieron despiadadas críticas en la prensa. Esto obligó al pronunciamiento de la camarilla económica.

Tergiversación
Mediante la tergiversación de imágenes, conceptos y textos de la estética hegemónica o de los discursos de poder es más fácil mostrar y deconstruir abiertamente su función ideológica, son un medio eficaz para dejar en evidencia en toda su arbitrariedad la construcción social de categorías como la de género, competitividad, consumo. Puede servir para desviar los ataques del adversario, a poner al adversario en ridículo y también a divulgar otras lecturas y lecturas disidentes de la realidad.
Se trata pues de alterar el orden pacífico de los signos para poder llamar la atención sobre este sistema de orden y sus funciones estabilizadoras. Significa adueñarse de sus espació, decir lo no dicho y desvelar al mismo tiempo.
Roland Barthes: ¿Acaso la mejor subversión no es la de alterar los códigos en vez de destruirlos?

¿Francotiradores semióticos? ¿Eh?
“Corregir un panel de publicidad ofensivo” dicen los Adbusters grupo canadiense que se dedica al bandidaje publicitario. Se sirven de la expresividad de los textos y de las imágenes publicitarias e intentan subvertirlos mediante añadidos o tergiversaciones. Esta practica puede ser entendida como una forma crítica de la cotidianidad que introduce el ruido en el mensaje propagandístico.

El maravilloso mundo de la publicidad subversiva
Lisergia.net Entertainment Home Group en colaboración con El Engendro y La Fábrica, han convocado el I Taller/Concurso de Intervención Publicitaria. El certamen tiene como ámbito de convocatoria a Sevilla y Cádiz como escenarios para esta interesante propuesta. El soporte para las intervenciones son los mupis (marquesinas de autobús, paneles publicitarios en las aceras, en
las paredes del metro y las puertas de los kioscos). Con un sencillo bocadillo adhesivo y un rotulador de punta gorda el subversivo mensaje escrito
entra el paisaje mediático que cada día ven a l@s ciudadan@s de a pié que aceptan su papel pasivo de receptores de mensajes o compradores de mercancías. Durante los pasados días se has realizado ya algunas intervenciones y que tocan temas candentes como la clase obrera mundial, la globalización o el ocio y la diversión.
Siguiendo las referencias epistemológicas, algunas ya citadas, como Adbusters , Billboard Liberation Front, yo mango , Resistance à l’Agression Publicitaire y otros desarrollos, los talleristas se sirven de la fuerza del agresor (sus soportes luminosos, sus lenguajes embelesadores y cómplices, sus iconos coloridos y sexuales) para darle la vuelta a la tortilla. Retoman el debate público sobre el significado social de la publicidad.
Interfieren sus mensajes, contradicen sus discursos, confunden, provocan, agitan y comunican. Una magnífica, barata y eficaz propuesta para hacer más llevaderas estas navidades.

http://www.lisergia.net/interferencias/purgantepublicitario/concurso.html